El supraespinoso es uno de los cuatro músculos que conforman el manguito rotador en la articulación del hombro. A pesar de ser de tamaño pequeño, es un músculo muy potente ya que se encarga de alejar el brazo del tronco y estabilizar la articulación del hombro. Una de las lesiones más habituales que puede sufrir es la tendinitis supraespinosa.

Una lesión que, si tenemos en cuenta la profundidad del músculo supraespinoso, es complicada de tratar. De hecho, este músculo no se puede palpar fácilmente al estar cubierto en su mayor parte por el trapecio. Se requiere, por tanto, de una valoración y exploración médica especializada para realizar el diagnóstico más adecuado.

¿Qué es la tendinitis supraespinosa?

La tendinitis supraespinosa, como acabamos de decidir, es una de las lesiones más comunes del hombro. Un trastorno que se asocia con una inflamación del supraespinoso provocando una especie de pinzamiento entre la cabeza del húmero y el arco acromial. Un pinzamiento y un dolor intenso que se hace mucho más evidente con el movimiento, sobre todo el de elevación.

Qué es la tendinitis supraespinosa

Causas de la tendinitis del supraespinoso

Una de las causas más frecuentes de esta lesión tiene que ver con el hecho de realizar repetidos movimientos del brazo en elevación. Hablamos, por ejemplo, de todos aquellos movimientos repetitivos sobre la cabeza y que suelen ser muy habituales en diversas profesiones y deportistas.

También se citan como causas de esta tendinitis la aparición de posibles traumatismos, malas posturas y el uso excesivo de este músculo. En esta zona de la articulación se producen, a su vez, diversas calcificaciones que alteran la fisonomía de esta estructura. En todos estos casos, lo que produce la tendinitis es un pinzamiento del músculo en el arco acromial.

Síntomas de la tendinitis supraespinosa

Los principales síntomas que se sufren con una tendinitis supraespinosa son los siguientes:

  • Dolor agudo en la cara lateral del hombro (el dolor puede bajar por el brazo y subir hacia el cuello) que se intensifica por la noche.
  • Dolor al apoyar el hombro lesionado sobre alguna superficie.
  • El paciente no puede elevar el brazo.
  • Movimientos de rotación del brazo muy limitados.
  • Rigidez en la articulación.
  • Debilidad muscular.
Síntomas de la tendinitis supraespinosa

¿Qué hacer en caso de tendinitis supraespinosa?

Si presentas algunos de estos síntomas, no dudes en pedir cita en Traumacor. Somos especialistas en el tratamiento de todo tipo de lesiones musculoesqueléticas y enfermedades osteoarticulares. Te ofrecemos un servicio médico especializado al más alto nivel en cirugía de hombro.

Llevaremos a cabo una exploración física del hombro mediante ecografías y técnicas de infiltración ecoguiada. De esta forma, lograremos determinar el diagnóstico más completo y te brindaremos el tratamiento más adecuado para tu caso. En Traumacor ponemos la solución más efectiva y cómoda para tu problema de tendinitis supraespinosa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.